miércoles, 7 de octubre de 2009

Kuo Teishon

Nada tan dañino como la debilidad y la cobardía. Y nada tan humano como la firmeza. Los regímenes de cobardía son los que cuestan más al mundo, y en definitiva, son los que pueden acabar y los que realmente acaban en la atrocidad.

G. Courtois.